You are here: Home > Clásicos, Valores > Matar a un ruiseñor (To Kill a Mockingbird)

Matar a un ruiseñor (To Kill a Mockingbird)

La película que se estrenó en 1962 está basada en una novela con el mismo título escrita por Harper Lee.

La historia está contada desde el punto de vista de Scout Finch (Mary Badham), una mujer adulta que recuerda su infancia y la de Jem (Philip Alford) su hermano mayor, en 1932 (la época de la Gran Depresión) en Maycomb, en el estado sureño de Alabama, en un periodo de dos años en el que sus vidas sufrirán profundos cambios, pasando de niños inocentes y despreocupados a descubrir los conflictos raciales vigentes en aquella época, ya que comprobarán de primera mano el odio racial cotidiano que les rodea, lo que les hará madurar dolorosamente. Su padre, Atticus Finch (Gregory Peck), es un honesto abogado y un ciudadano muy respetado en la ciudad que acepta ocuparse de la defensa jurídica de Tom Robinson (Brock Peters), un campesino negro acusado de violar a una joven blanca. Los habitantes de la ciudad tratan de disuadirle para que se retire del caso, ya que es evidente que el acusado será declarado culpable, pero Finch está decidido a seguir adelante a pesar de las consecuencias que pueda acarrear para su familia.

Matar-a-un-ruiseñor-1

Un hermosísimo ejemplo de ética y de amor. Presenta de una manera muy honesta la situación que se vivía en aquel tiempo con el racismo, los tratos que se le daba a los negros y cómo vivían los blancos, la forma de verlos de acuerdo a su color de piel y lo que creían que era el lugar de cada quien. Una historia enfocada a demostrar que los prejuicios son malos, y que en ocasiones pecamos no por malos, sino por juzgar mal.

El sentimiento de familia presente se refuerza con el personaje de Atticus, padre soltero que solo busca la justicia y ser un buen ejemplo para sus hijos, sacar lo mejor de ellos y derribar las malas percepciones, es todo un ejemplo a seguir ya que su único propósito es buscar la verdad por los medios legales que se le permiten, dejando en el camino cansancio y miradas hipócritas.

matar a un risueñor

Una invitación a reflexionar, a crear tus propios juicios e ideales. Con personajes entrañables y estupendamente desarrollados, muestra un talento sostenido. Juega con tus sentimientos, los estruja y los pone a prueba.

 

Tags: , , , ,

  • Facebook
  • Twitter
  • RSS

Comments are closed.