You are here: Home > Gobernarse a sí mismo en la adolescencia, Valores > Un paseo para recordar

Un paseo para recordar

La historia comienza cuando Landon Carter (Shane West) -un estudiante de preparatoria- y sus amigos, pretenden aprobar a Clay Gephardt (Matt Lutz) como nuevo miembro de su pandilla, para ello, le hacen una prueba, que acaba con Clay en el hospital. Landon acaba librándose de tener problemas con la ley, y posteriormente es castigado por el director del instituto, que encontró cervezas en su taquilla. Según el director es hora de que Landon escarmiente y de que trate con gente distinta, por lo cual deberá entrar en el club de teatro, y dar clases a los alumnos más atrasados los sábados por la mañana.

Landon obtiene el papel principal de la obra, así como Jamie Sullivan (Mandy Moore) la hija del Reverendo (Peter Coyote) una chica muy introvertida, con pocos amigos, conservadora, pero una gran soñadora.

Landon recurre a Jamie solicitándole ayuda para estudiar el guion. Jamie acepta ayudarlo con una condición que no se enamore de ella y es entonces cuando Jamie le cuenta sus metas en la vida, aunque jamás menciona la número uno.

Landon pretende una amistad a escondidas por miedo a lo que piensen sus amigos y se alejen de él, cosa que Jamie rechaza rotundamente y por ello se aleja. Landon ve el anuario escolar donde el mayor deseo de Jamie es “presenciar un milagro”.

En la presentación de la obra Landon la besa frente a toda la escuela (claro que no estaba en el guion). La ex novia de Landon Belinda (Lauren German) edita una de las fotos de Jamie que sacó en la obra, y las reparte por toda la escuela. Se encarga de llevar a Jamie a la cafetería simulando una falsa amistad donde todos los estudiantes se ríen de ella. Landon llega a defenderla peleándose así con su mejor amigo Dean (Clayne Crawford) y lo golpea.

Landon pide perdón a Jamie y la invita a cenar (con su respectivo permiso frente al reverendo, el cual accede) Después de la cena se besan. Jamie reacciona con miedo al saber que Landon la quiere, pues le advirtió que no se enamorara de ella. Aún así, siguen saliendo juntos. Jamie le cuenta que está enferma de cáncer. Aunque tienen una breve pelea, éste hecho acerca aun más a la pareja. Landon comienza a construirle un telescopio a Jamie para que pueda ver un cometa que podrá verse desde la tierra dentro del poco. Pero en el medio Jamie tiene una recaida por el cancer y debe ser internada en un hospital, hasta que el padre de Landon paga para que sea atendida en su propia casa.

Landon puede entonces terminar el telescopio a tiempo para que Jamie vea el cometa y justo después le propone matrimonio, ya que éste era el deseo número uno de Jamie. Luego de un verano juntos, ella fallece. La película termina estando Landon en un muelle luego de 4 años diciendo: nuestro amor es como el viento: no se ve, pero se siente.

  • Facebook
  • Twitter
  • RSS

Leave a Reply


+ 2 = diez